FIC VALDIVIA 2020: LETTER TO A FRIEND Y CARTAS DE UNA FANÁTICA DE WHISTLER A UN FANÁTICO DE CONRAD

This entry was posted on October 10th, 2020

Por Aldo Padilla

Una carta tiene una naturaleza poética inherente, donde la realidad a menudo se cuenta con elementos de ficción y prosa a la vez, y el lenguaje y el ritmo de las palabras se convierten en un elemento estético. Utilizar una carta como un elemento cinematográfico permite a la película adquirir un tono más íntimo y sosegado, y que a menudo deriva en un continuo juego temporal entre las sensaciones del presente y el pasado como parte de un camino. Aquí dos films de la competencia internacional del reciente Festival Internacional de Cine de Valdivia 2020, que tienen este motivo epistolar.

Letter to a friend (Palestina, 2019) es una carta enviada desde este país y que adquiere una doble significancia. Por un lado, la intimidad del remitente atropellada por el asedio israelí y, por otro lado, la fotografía de un momento en el tiempo previo a la ocupación total, una fotografía fugaz que va siendo superada a cada momento por alguna nueva injusticia.

Jacir retrata una constante lucha contra el tiempo, reflejada en fotografías que van desde Belén en 1931 hasta la actualidad, y que sobrepone capas para reflejar la evolución de la constante invasión israelí y los distintos asentamientos dentro de la misma ciudad, como en sus alrededores. El impacto visual de un puño que se forma alrededor de la ciudad y que se va cerrando, muestra a un pueblo palestino totalmente acorralado y que se va asfixiando por el muro que atraviesa la ciudad y que representa el sinsentido de la colonización. Además de la asfixia económica debido a la construcción del muro, que se refleja en negocios cerrados y barrios deshabitados.

El trabajo con los mapas que presenta Jacir replantean al cine como un elemento didáctico que se cruza con el relato en primera persona de los antepasados de la directora, y que desemboca en un discurso donde la política y la poesía se combinan para lograr una denuncia con un impacto mucho mayor.

Jacir plantea parte de su ensayo en una estructura cercana a una presentación con diapositivas, mediante fotografías de Belén y solamente su voz de fondo, por lo que el montaje descansa en buena parte en la fuerza de las fotografías y cómo estas reflejan el impacto de la ocupación.

Las imágenes de la represión del pueblo palestino en Letter to a friend nos llevan inmediatamente a leer la situación palestina con la influencia de la reciente represión en América Latina. Las imágenes se replican y parecen indistinguibles, donde los restos de gases lacrimógenos, de cartuchos de balas y heridos siendo auxiliados, son los restos de una política del miedo como forma de control.

Un viaje, una carta, una pintura, una película, el ente híbrido que crea la chilena Claudia Carreño, nos lleva a un constante replanteo de lo que vemos. Una carta que la remitente misma lleva al destinatario, una carta pintada o filmada que se va escribiendo en el camino.

Cartas de una fanática de Whistler a un fanático de Conrad (Chile, 2020) no solo es un ensayo sobre el pintor estadounidense James Whistler y su paso por Valparaíso en 1866, o el diálogo imaginario con el aventurero y escritor Joseph Conrad. Sino que este film de Carreño es una carta que no deja de mirar al mar y que busca respuestas sobre la belleza del movimiento y cómo cada cuadro o historia, permite al espectador fusionarse en el viaje imaginario del autor.

En el film, las imágenes de trenes nos recuerda que son uno de los símbolos definitivos de la cinefilia (y el cine), mientras que las imágenes de archivo de un viaje a la Antártica también van a definir esa relación imagen-movimiento sobre la cual intenta reflexionar la directora. Whistler pintaba los barcos en Valparaíso y Conrad viajaba o escribía sobre ellos. De esta manera, Carreño conjuga estos dos mundos para darle un montaje y un sonido dentro de un viaje que no termina. La directora profundiza sobre la última gran aventura marina, que fue la conquista de la Antártica, luego de un milenio donde los viajes en barco definieron el mapa que conocemos en la actualidad. La última frontera que quedaba ser conquistada por mar era el continente congelado, y los viajes de Conrad y los trazos de Whistler se fusionan en torno a esta idea y en busca de una última aventura, aunque no sean parte de ella.

Los films de Jacir y Carreño, recurren a elementos similares para desarrollar una poesía del recuerdo, tanto desde la urgencia palestina o desde la contemplación del mar. Ambos films dialogan sobre el paso del tiempo: mientras que para Jacir el tiempo es un reloj cuyas manecillas van aplastando las posibilidades de supervivencia del Belén palestino, para Carreño ese mismo tiempo se transforma en un reloj sin minutero, ni segundero, pero del cual puede escucharse claramente un tic tac.

COMPETENCIA INTERNACIONAL

Letter to a Friend
Dirección, fotografía, edición, diseño sonoro, producción: Emily Jacir
Mezcla de sonido: Firas Mukarkar
Animación: Ahmad Habash
Palestina, 2019, 43 minutos.
Premiere Latinoamericana

Cartas de una fanática de Whistler a un fanático de Conrad
Dirección, guion, edición: Claudia Carreño
Producción: Claudia Carreño, Elisa Sepúlveda
Dirección de fotografía: Claudia Carreño
Sonido: Claudia Carreño, Marcelo Lezana
Chile, 2020, 72 minutos
Premier Mundial