CANNES 2019: NUESTRAS MADRES DE CÉSAR DIAZ

This entry was posted on May 25th, 2019

Por Aldo Padilla

El film ganador de la Semana de la Critica y la Cámara de Oro de este año en Cannes repasa el complejo revisionismo de la larga guerra civil guatemalteca, a través de los ojos de una nueva generación que busca respuestas a un conflicto que definió la vida de sus antecesores. Este conflicto es traspuesto a la actualidad a través de juicios donde los afectados deben revivir todos los crímenes sufridos, mediante testimonios que repiten la tragedia una y otra vez, donde resalta la violencia sexual del ejército como forma de represalia ante el pueblo y las guerrillas.

El protagonista es un novato antropólogo forense, quien recorre un camino de redefinición frente a su historia familiar, que es una enorme incógnita y que se desarrolla mediante la búsqueda de los huesos de su padre, un guerrillero cuyos restos desaparecieron en una de las cientos de fosas comunes escondidas alrededor de Guatemala y que no discriminaban entre campesinos y guerrilleros comunistas. Aunque el verdadero camino parece llevarlo por la comprensión y empatía hacia el sufrimiento de las mujeres con las que se va encontrando en el camino, desde indígenas de pequeñas comunidades que necesitan ayuda para desenterrar a sus maridos, hasta enfocarse en el sufrimiento de su propia madre, que parece haber olvidado en medio del empecinamiento por encontrar a su padre.

Aunque también es posible mencionar que el filme de Cesar Díaz carece de cierta sutilidad a la hora de representar la búsqueda de esta memoria, ya que el hecho que el protagonista sea un forense de profesión genera un subrayado excesivo, al igual que el esqueleto que se va reconstruyendo en forma perfecta como parte de una idealización innecesaria de la reconstrucción de la memoria y que parecen opacar los fuertes testimonios de las mujeres, quienes dan el gran salto de valentía al lograr contar toda la violencia vivida durante el conflicto. De todas formas, se destaca cierta crítica social a partir del rol del gobierno, que parece poner ciertas trabas al proceso de recuperación de los restos de los desaparecidos y cierta idea sobre cómo la corrupción parece la única forma de acelerar cualquier objetivo público.

El punto de vista elegido para ser testigo de la reconstrucción del horror parece buscar un involucramiento de las nuevas generaciones, las cuales tienen la posibilidad de participar desde el apoyo y la escucha activa, y también ser parte del activismo que no permita que la impunidad reine en medio de tantos conflictos que parecen cerrarse sin rostros, ni nombres.

Semana de la Crítica
Dirección: César Díaz
Guion: César Díaz
Fotografía: Virginie Surdej
Reparto: Armando Espitia,  Emma Dib
Guatemala, 78 minutos, 2019